miércoles, mayo 07, 2008

Todo tiene un precio... o no

Ayer estaba yo charlando con mi 'chulo' (los subcontratados somos las 'putas' que trabajamos con el cliente que mejor nos paga, así que el 'chulo' es el comercial que nos coloca en las empresas, los clientes) sobre cómo convencer a una persona para que no abandonara nuestra empresa, cuando de pronto me soltó la siguiente referencia cinéfila:

Groucho Marx: "Señora, ¿se acostaría conmigo por un millón de dólares?"
Señora: "Hombre, sí"
G.M.: "¿Y si le doy 10 dólares?"
Sra.: "¿¿PERO POR QUIÉN ME HA TOMADO??"
G.M.: "Señora, eso ya quedó claro con la primera pregunta, ahora sólo estamos discutiendo el precio"

Lo cierto es que la anécdota me hizo mucha gracia... aunque la conclusión de mi 'chulo' no tanta: "En el fondo todos tenemos un precio".
pulitzer 1994
¿Prefieres ganar un premio Pulitzer o ayudar a una niña moribunda?

Ahí es donde yo me quedé pensando. ¿Realmente todos tenemos un precio? ¿Realmente yo tengo un precio? ¿Haría cualquier cosa por dinero? Ciertamente, no tardé en descubrir la cruda realidad: NO. Es cierto que sí que haría muchas cosas impensables por dinero o por fama o por gloria (mentiría si dijera que no es así), pero hay otras que jamás me plantearía. Por ejemplo, nunca antepondría el dinero a mi familia. Tampoco sería capaz de matar, ni siquiera legalmente (un verdugo). Ni podría maltratar a mi mujer y mis hijos por mucho dinero que me pagasen... sinceramente, me alegré de descubrir que mi 'chulo' no tenía razón, y que tengo unos principios éticos inviolables, por muy mercenario que se me pueda considerar laboralmente hablando.

¿Dónde está mi límite? Pues es difícil saberlo... aunque quizás un espejo o un cristal serían suficientes. Sí, creo que sí. Nunca haré por dinero aquello que me obligue a bajar la mirada ante mí mismo o ante mis seres queridos.

Vosotros, ¿qué es aquello que nunca haríais por dinero?

9 comentarios:

lexu-jaime dijo...

Obvio, renunciar al dinero.

Te voy a poner a prueba. ya veras.

REspecto a lo de matar, dirás que no eres capaz de asesinar a alguien pero matar....¿y si atropellas a alguien? Pero claro en esos casos eres capaz de hacerlo pero no por dinero.

Las cosas de las que nos arrepentimos no suelen hacerse por dinero, ya que el arrepentimiento viene de la irreflexión. Un trato económico implica una elección, y , de SIEMPRE, la elección tomada entendida como tal ES LA MEJOR.

Morgan dijo...

Yo creo que ya después de los últimos acontecimientos, creo que sabes que no sacrificaría mucho por dinero.

Antes sí que lo hacía... Si había pasta, allí que iba yo. Ahora miro muchas más cosas en cuanto al trabajo: ilusión, tiempo libre, distancia,... Claro que si me pones 20 millones cada año en la cuenta, lo mismo me lo pienso... ;-)

No, en serio, yo no podría vivir arrepintiéndome toda la vida de haber hecho algo despreciable por dinero, pero sí que podría vivir con menos dinero sin hacer nada despreciable.

¡Un abrazo! Y dile a tu chulo que te pague más... ¡¡¡que la cosa tá mu malita!!!

kykoche dijo...

no estoy de acuerdo, lexu. Un trato económico implica una elección que puede ser LA MEJOR o LA MENOS MALA. Pero eso no implica que a posteriori no pueda aparecer el arrepentimiento... por múltiples motivos: porque las circunstancias cambiaron, porque no se tuvieron en cuenta todas las variables y/o consecuencias, porque cambiaron los criterios de valoración de las alternativas, etc.

un abrazo!

Morgan dijo...

Acabo de ver en el lateral de tu blog que has visto "Habana Blues", ¿qué te pareció? Yo la vi hace unos años y me pareció cojonuda. El final un poco triste, pero muy real.

¡Ya me dirás!

Bubu dijo...

A mí la referencia cinéfila me ha recordado a otra peli. A ver si alguien recuerda a cuál me refiero?: "Putos no faltan. Lo que faltan son financistas".

No puedo pensar qué es lo que no haría por dinero, porque creo que nadie se conoce a sí mismo y no sabría cómo reaccionaría ante una situación límite o en unas circunstancias muy determinadas: ¿mataría a quien ha matado a mi familia?, ¿robaría para comer o dar de comer a mi familia?, ¿me acostaría con alguien que me repugnara por necesidad?,... Sinceramente, no lo sé. Lo que sí sé es que si lo hiciera perdería la honradez y la dignidad que creo ahora tengo.

Un abrazo!

P. D.- Por cierto, la cita la podéis ver en este enlace: http://www.youtube.com/watch?v=W1_8UucuQAY

kykoche dijo...

morgan, la peli mola bastante, la verdad. Dan unas ganas locas de irse a Cuba :)

bubu, muy fácil: 'Nueve reinas'... muy buena!!

Igrein dijo...

Buf... esa pregunta me ha hecho tener discusiones con montones de gente...

No haría nada que no me permitiera mi honor.

Con los amigos, que hay confianza y se dicen burradas, decimos que si pondrías precio a tu culo.
Pues yo dig que no.
Por poner un ejemplo: si tu y yo no nos conocemos de nada y un día nos vemos en una discoteca y nos gustamos, podríamos acabar haciendo cochinadas.
En cambio, si tu me dijeras "te voy a pagar 3000 euros" por hacer algo que hubiera hecho sin cobrar... pues te enviaría a la mierda.
No sé si me explico... es complicado ponerlo por escrito...

Bueno, pues para que veas. J. dice que será rico solo para ir un día a casa de uno de nuestros amigos con un maletín lleno de pasta. Porque nuestro amigo dice que si, que él se lo vende... puajjj... jajjjaja!!!

Y este amigo dice que yo digo que no tengo precio porque no me lo han propuesto de verdad, siempre han sido suposiciones con los colegas...

Bua, vaya rollazo... perdón.... jejeje!!!

Un besote!!!

PD: Por cierto!! Enhorabuena!!! 4 a 1... no está mal... jajaja!!!

Y Morgan!!! No entendí tu pregunta abajo, si lo culé hubieran hecho lo mismo de que??? Si ellos han sido los que han hecho el pasillo, no??? (eh, que no lo sé pq no me gusta el futbol y ni lo vi). Yo creo que la pregunta es: "Hubiera hecho el Real Madrid lo mismo?" Jajajjaja!!! Besazos pa'ti tmb!!!

kykoche dijo...

jejeje, muchas gracias por las felicitaciones, Igrein. El partido estuvo entretenido... al menos para los que íbamos con los de blanco ;)

en cuanto a lo de ponerle precio al culo de uno... igual sí que tiene precio JAJAJAJAAJAJA
(pero muy muy muy alto!!)

un abrazo!

zazou dijo...

El tipo que hizo esa foto se suicidó al año después de ganar el Pulitzer. No recuerdo bien la historia, pero tenía su miga. Aquella foto lo persiguió como un fantasma.